¡LA GRAN ESTAFA! Adrián Solano consiguió sus “realitos” de forma privada para la competencia


El esquiador Adrián Solano es considerado uno de los peores esquiadores del mundo, al nivel de deportistas famosos como Eddie the Eagle (Michael Edwards) y el equipo jamaiquino de bobsled de la olimpíadas de invierno de 1988, y lo demostró esta semana en el campeonato mundial de esquí en Lahti, Finlandia. Eso lo conocemos. Sin embargo, hay otro lado de la historia: se financió su viaje privadamente.

Esto es lo que recoge una nota que publicó este viernes el New York Times.

“Llegar a la cita mundialista fue difícil para Solano, quien trabaja como cocinero en Maracay. El decidió, hace un año, comenzar a practicar el patinaje en línea, dado su gusto por las cosas difíciles. Bajo la guía de César Baena, un esquiador de campo traviesa que le facilitó el equipo, Solano practicaba cinco horas al día los fines de semana con la esperanza de, algún día, representar a Venezuela sobre la nieve, y tal vez, participar en las olimpíadas”.

“Como parte de su preparación para Finlandia, Solano contaba con entrenar un mes en Suecia para familiarizarse con la nieve. Cuando llegó a París el 19 de enero, sin embargo, los funcionarios de inmigración dudaron de que Solano fuese un esquiador profesional y retrasaron su entrada. Con solo 28 euros en efectivo y sometido a responder preguntas durante cinco días, Solano decidió regresar a Venezuela”.