¡TE ASOMBRARÁS! ¿Sabías que Homero Simpson tiene otra enfermedad además de alcoholismo?


En muchos sentidos, Homero Simpson, con su corta capacidad de atención y amor por la cerveza Duff, representa al hombre común estadounidense.

Pero en el estreno de la temporada de “Los Simpson” el domingo, Homero Simpson será diagnosticado con una condición de salud bastante inusual: la narcolepsia.

La narcolepsia es un trastorno debilitante, marcado por la somnolencia excesiva durante el día. Afecta a uno de cada 2 mil personas en Estados Unidos y en todo el mundo, pero las cifras en realidad podrían ser mayores.

La investigación sugiere que a menudo se diagnostica erróneamente porque los médicos confunden sus síntomas con la depresión o el insomnio.

“Ciertamente espero que la historia de Homero atraiga más la atención hacia la narcolepsia”, dijo Russell Rosenberg, director ejecutivo de la Escuela de Medicina del Sueño de Atlanta.

“Él no es el caso típico, aunque el hecho de que ahora le hayan identificado la narcolepsia ejemplifica el caso de muchas personas, quienes podrían pasar años y años sin que les den el diagnóstico correcto”, dijo Rosenberg. “¿Quién sabe si en Springfield cuentan con un especialista en el sueño o un laboratorio del sueño?”

El paciente típico

Los pacientes típicos comienzan a mostrar los síntomas de la narcolepsia cuando están en la adolescencia o en sus veintes, aunque Rosenberg ha tratado a pacientes de tan solo 2 años. Aunque es difícil de precisar la edad de Homero —él no ha envejecido mucho desde que el programa debutó en diciembre de 1989—, por lo general es representado como alguien al final de sus treintas.

Junto con la excesiva somnolencia diurna, las personas con narcolepsia suelen tener ataques de sueño o, involuntariamente, episodios de inactividad. Estos ataques podrían ocurrir incluso cuando los pacientes están haciendo algo que les gusta, como pasar tiempo con amigos, dijo Rosenberg. Los niños podrían quedarse dormidos en medio de una actividad en la escuela, incluso si están activamente involucrados en la misma.

Alrededor de la mitad de las personas con narcolepsia también padecen cataplexia, la cual les hace perder el control muscular cuando sienten emociones fuertes, como cuando se están riendo, cuando se sorprenden o se enfadan. Sus músculos faciales podrían desfallecer o podrían caerse.

“Esto podría ser vergonzoso y la gente trata de mitigar sus emociones”, dijo Rosenberg.

El trastorno del sueño podría tener consecuencias nefastas. Un estudio encontró que las personas con narcolepsia tienen alrededor de un 50% más de riesgo de morir en un período de tres años que aquellos sin el trastorno del sueño; esto es probable debido a los accidentes automovilísticos y otro tipo de accidentes, dijo Rosenberg.

Estos incontrolables períodos de sueño podrían ser especialmente peligrosos para alguien como Homero, quien trabaja en una planta de energía nuclear.

La incapacidad para permanecer despierto podría tener un gran impacto emocional. Las personas con narcolepsia tienen más probabilidades de sufrir depresión y posiblemente sean más propensas a tener pensamientos suicidas.

“También afecta las relaciones de manera espectacular. Según dicen los narcolépticos, se quedan dormidos cuando tienen relaciones sexuales o se sienten demasiado cansados para tener relaciones sexuales, o se vuelven irritables”, dijo Rosenberg. Uno de los giros en la trama de la nueva temporada de los Simpson es que Homero y Marge se separan legalmente.

Diagnóstico y tratamiento

Por lo general, diagnosticar a una persona con narcolepsia toma de siete a diez años, aunque identificar la condición es más fácil si está asociada con la cataplexia. Junto con la depresión y el insomnio, muchos médicos creen que los pacientes tienen apnea del sueño y podrían primero intentar el tratamiento para dicho trastorno.

Las personas que creen que tienen narcolepsia tienen que ser evaluadas en un laboratorio del sueño, dijo Rosenberg.

Uno de los criterios para ser diagnosticado con narcolepsia es que entras con mayor rapidez a la fase de movimiento ocular rápido — MOR— y que te quedas dormido con mayor facilidad durante el día, incluso cuando no se debe a privación del sueño.

La buena noticia para Homero y otros que padecen narcolepsia es que los medicamentos estimulantes, como Ritalin y Provigil podrían ayudar a reducir parte de la somnolencia diurna. El Xyrem es un estimulante que puede tratar la cataplexia.

Los investigadores están buscando mejores tratamientos, lo cual podría ayudar a los pacientes a mantenerse más alertas durante el día.

Rosenberg es director ejecutivo de NeuroTrials Research, una empresa de biotecnología que estudia nuevos tratamientos para la narcolepsia, incluyendo un agente que podría mejorar el estado de alerta durante el día más que los medicamentos existentes.

Otro enfoque consiste en aumentar el nivel de un neurotransmisor llamado orexina, el cual le dice al cerebro que tiene que despertar y el cual es deficiente en muchas personas con narcolepsia.

Con información de UnBombazo.com / CNN